El crédito a particulares y empresas se estanco en febrero

En el último boletín económico (marzo) del Banco de España se refleja que los préstamos de bancos y cajas a particulares y empresas se ralentizó durante el mes febrero, en contraposición al aumento registrado por los activos financieros más líquidos (estos son bonos, acciones, depósitos interbancarios, y en general a todo activo susceptible de convertirse rápidamente en dinero).

En el caso de la retracción de la financiación a particulares, el ente supervisor explica que se debe a la disminución en la concesión de hipotecas para la compra de pisos o casas. Por su parte, los activos líquidos de particulares y empresas han aumentado debido al incremento de depósitos a plazo.

Según las estimaciones del BE durante el primer mes de este año se registró un repunte de la financiación a los entes públicos (administración central, comunidades autónomas y ayuntamientos). El porcentaje de recursos otorgados a particulares y pymes no tuvo cambios significativos.

El crecimiento anual de la concesión de préstamos hipotecarios se desaceleró en 0,1 por ciento mientras que el porcentaje préstamos personales y para destinos diversos creció, sin embargo aún registra un porcentaje negativo de -0,7 por ciento.

Las empresas recibieron más financiación bancaria nacional que les abrió el grifo moderadamente, a su vez estas mismas empresas sufrieron una contracción en la colocación de bonos de renta fija ofertado por las mismas para obtener recursos en el mercado de bonos.

En cuanto al sector público, éste se vio beneficiado por un crecimiento hasta el 17,5 por ciento de la financiación bancaria lo cual significa un avance desde el 13,8 por ciento anterior.

Clasificados por tipo de instrumentos financieros, la emisión de bonos con vencimiento a largo período registró un aumento importante, en oposición a los bonos a plazo breve y los recursos obtenidos a través de préstamos cuyo avance se mantuvo estable comparado con los 30 días anteriores,.

Por otro lado, los activos financieros líquidos de particulares y empresas disminuyeron el primer mes de este año. Los datos del BE muestran una ralentización de los depósitos en cuenta corriente y en adquisiciones de participaciones en fondos de inversión, apenas compensado por un incremento de los depósitos a plazo.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.